Caminar para recuperar nuestro estado natural

En nuestros tiempos llevamos un estilo de vida frenético que sacrifica la paz y la tranquilidad. Si todavía tenemos un poco de razón y de sentido común, no nos desanimemos, podemos encontrar soluciones duraderas a nuestros problemas de estréss y ansiedad. Tenemos en nuestro interior un impulso que nos lleva a encontrar algo más grande que dé sentido a nuestra existencia, todos y todas tendemos a evolucionar para elevarnos y recuperar nuestro estado natural. Esta búsqueda de un estilo de vida mejor, más integro y saludable, nos conduce, a realizar actividades que nos conecten con nosotros mismos. Entre todas ellas destacamos la simple acción de caminar atentos a las sensaciones que nos acompañan en el camino. Caminar de forma consciente aleja la mente de las distracciones y de la rumiación constante de pensamientos inútiles. Caminar nos permite vivir intensamente el presente en cada paso, nos proporciona salud, bienestar, alegría, fuerza de carácter y paz mental. Nos da valor y fortaleza para afrontar los retos de cada día; por eso cuando salimos a caminar y luego regresamos a casa, tenemos la agradable sensación de «haber cargado las pilas», de haber disfrutado de un día pleno en compañía de personas que como nosotros buscan la paz y la armonía. (Nico)

A %d blogueros les gusta esto: